/
Copa Argentina Racing de Trelew Boca (Río Gallegos)

Copa Agentina - Racing (Trelew) 1 Boca (R. Gallegos) 2

Racing esperaba los penales, pero Boca le cerró la puerta
 
Con goles de Gonzalo Torres a los 12 del primer tiempo y de Richard Paniagua a los 48 del complemento, Boca echó por tierra las esperanzas de Racing, que se relamía con la posibilidad de la definición por penales cuando el partido cerraba en empate con gol de Hernández.
 
Ayer, por la tercera fecha de la Copa Argentina para los planteles que juegan el Argentino B, se enfrentaron en el Cayetano Castro Racing de Trelew y Boca de Río Gallegos. El equipo local estrenaba DT y esperaban la ley futbolera que reza ‘técnico que debuta gana’. Y estuvieron a muy poco de conseguirlo. Samso metió en cancha a un nuevo grupo de jugadores, mezclando expertos con juveniles. Busciglio dejó en casa a la mayoría de los futbolistas que defienden la casaca en el Argentino B y llevó a los jóvenes, a los que ‘comen’ banco la mayoría de las veces. Con ese equipo ‘muleto’, Boca hizo gala de buen juego asociado y mostró su peligrosidad, pues mantuvo el dominio de las acciones y la posesión del balón, obligando a los dueños de casa a mantenerse en su área y cuidarse de los ataques que surgían desde los distintos frentes.
Boca probó llegar por arriba, lo hizo en varias oportunidades, una, dos, tres y a la cuarta se dio. Cuando el cronómetro marcaba 12 del inicio, el capitán Gonzalo Torres la embocó de cabeza tras el pase de Rivas.
Y allí no quedó la cosa, el Xeneize riogalleguense quería más, pero Racing no bajó los brazos y puso primera hacia el arco de Jaime, que custodió los postes con muy buenas atajadas. En este punto Estipech era amo y señor en el medio campo, distribuyendo y haciendo jugar a los que veía desmarcados.
Racing penaba por la falta de carrileros, pues la nueva amalgama de jugadores no llegaba a unirse.
Los hombres más peligrosos de la academia eran sin dudas Navarro y París, que le daban acceso al juego a Alzumendi, actuando como enlace, mientras Escalco esperaba que le llegara el balón. A los 46 el árbitro Fabián Nicasio Rodríguez hizo sonar el silbato para mandar a todos a vestuarios.
La terna la completaron Ariel Villarino y Danilo Viola, todos de la liga de Viedma.
A la vuelta del receso reglamentario, Racing probó cambios, Boca hizo lo mismo, mandó al banco al autor del gol para que Surita ocupase su puesto y sumó a Bustamante en lugar de Estipech.
Boca siguió insistiendo en los ataques, quería cerrar la cuenta, pero Bustamante cometió una falta sobre París y la señal del árbitro fue con el dedo hacia el punto penal.
Racing revivió, era su posibilidad de empatar y, por qué no, de ganar. Hernández fue el ejecutor y no le erró. Empate y a festejar.
Pasaban los minutos, a los 45 el juez levantó su brazo con 3 dedos extendidos.
Ir a penales era repetir la historia, la misma que dejó afuera el equipo santacruceño en la misma circunstancia la temporada pasada. Pero cuando Samso ya elegía a los encargados de la serie, a los 48 y de cabeza, Richard Paniagua puso su sello y le dio a Boca el acceso a la cuarta etapa.
 
Fuente: foto y texto: http://www.laopinionaustral.com.ar

Jueves 28 de noviembre de 2013, 06:45

Se informa a los visitantes de Ascenso del Interior que los comentarios serán visibles una vez aprobados por el moderador y que no será publicado ningún comentario que contenga insultos, amenazas, agresiones o denuncias anónimas. Muchas Gracias.
¿No tenés Facebook? Ingresá tu comentario continuación:
Nombre:
Comentario:
 
  Por favor ingresá el texto de la imagen:
 
Rosario Árbitros