/
Torneo Federal A Juventud Antoniana Central Norte (Salta)

Central Norte (Salta) 0 - 2 Juventud Antoniana

El santo se sacó la mufa ante el cuervo

El equipo antoniano se quedó con el clásico después de casi cuatro años y arranca con el pie derecho la reválida. Sánchez y Badaracco, los goles.

Sí, ganó Juventud. Y le ganó a Central Norte. Es que no hay mal que dure cuatro años. El santo cortó una sequía en el clásico más importante de la provincia y ganó bien, más allá de algunas circunstancias que pudieron cambiar la historia. Pero la historia dirá que Juventud alguna vez pudo festejar con los goles de Rodrigo Sánchez y Cristian Badaracco.
El 2 a 0 no está mal. Sobre todo si en el repaso fue Central Norte el que comenzó como una aplanadora y el arquero Viola fue el que salvó al equipo antoniano en un mano a mano con el Gordo Altamirano. Y, aunque el cuervo no fue más que eso, pudo haber empatado con un penal (de Fernández sobre Altamirano) que el árbitro Alejandro Arco no quiso cobrar. Ironías de los clásicos. Laspada fue el que siempre acusó a los arbitrajes (salteños) de favorecer a Central Norte.
Pero más allá de esto, el santo ganó por la convicción y la perseverancia del goleador Rodrigo Sánchez, porque después ejerció el control del juego aunque sin demasiado ritmo futbolístico.
Central, en cambio, dejó una mala imagen. Esta vez ni sus individualidades pudieron sacar al equipo cuervo del pozo en el que cayó ni bien Sánchez marcó el primer tanto. Encima, terminó con dos hombres menos por las expulsiones de Chmil y Perillo y ahora con un equipo maniatado para pelear por la permanencia.

DIARIO EL TRIBUNO DE SALTA
 

Juventud: un triunfo que recontra vale
 

Juventud se sacó la mufa de casi cuatro años en el arranque de la reválida: derrotó a Central Norte por 2 a 0. Rodrigo Sánchez marcó el primero; el cuervo tuvo un penal para empatar que el árbitro ignoró y Badaracco liquidó el pleito.

EL TRIBUNO DE SALTA

La cabecera sur explotó: “Ole, ole, ole”. La fiesta que tantas veces se canceló en este sector del estadio se desató como nunca antes en este torneo. Se contagia esa platea que no lo puede creer. Los de camisetas lila se van mirando al piso y los que tenían la blanca, con la banda azul, comienzan a creer que todavía se puede. Juventud, como equipo, necesitaba creerlo. Y después de casi cuatro años volvió a reirse de Central Norte. La postal del final de este clásico lo dice todo: el santo cortó una larga sequía con un 2 a 0 más contundente que vistoso. Pero vale igual.
Vale para Rodrigo Sánchez, que demostró que el problema no era él, era su entrenador (el soberbio Laspada) que no se daba cuenta que la pelota no le llegaba. Y esta vez le llegó justa, precisa, desde los pies de Matías Fernández, otro que la rompió. Y Sánchez lo aprovechó “al mango”, porque Central había salido a jugar como una tromba, se llevada puesto a su rival pero Rodrigo puso bien el cuerpo, arrastró la marca de Armella y sin demorar sacó un disparo fuerte y abajo, al lado del palo. Salort ni la vio pasar. En ese preciso momento arrancó otro clásico. Atrás quedó el manotazo de Ezequiel Viola para desviar un tirito de Altamirano. Por delante, todo un partido a pedir del santo. Juventud pasó a ejercer el control del juego, aunque sin la pelota. El Guti Ortiz se vistió de obrero y de lanzador; Matías Fernández fue un “todo terreno” y solo faltó que Alan Sánchez se animara a encarar más. Y Juventud no fue más solo porque Litre no es regular y Prieto corre casi siempre sin sentido. Desde el banco parece que no lo notan. Es que el santo tiene potencial. Siempre lo tuvo, pero no lo aprovecha.
¿Y Central?, ­hay Central!, pobre Central. Verdaderamente fue pobre la producción del equipo de Coleoni. Dependió mucho de lo que Magno pudo inventar o de alguna aparición de su goleador, Altamirano. Encima, cuando apareció, el árbitro Alejandro Arco miró para otro lado: el Gordo fue víctima de un claro penal cuando el partido estaba 1 a 0. Era penal y un posible empate para el cuervo. Pero el mendocino, como para darle el gusto a Laspada, vino corriendo desde la mitad de la cancha solo para amonestar al delantero. Más allá de esto, el cuervo dejó en evidencia sus grandes limitaciones y sus fuerzas disminuidas. Y Apaza jugó el peor partido en primera, lo mismo que Chmil, falto de ritmo, dinámica y marca. Coleoni puso todo lo que tenía (Guerra, Perillo y Encina) y no le alcanzó. El santo tampoco sabía cómo liquidarlo hasta que apareció Badaracco en el final. Vale igual para Juventud que puede animarse a soñar de nuevo.

LA TAPADA. Ezequiel Viola tapó a puro reflejos un remate del Gorgo Altamirano a los 11 minutos de juego. Provindencial salvada del uno antoniano. Viola es, por lejos, el jugador más regular en la campaña del santo.
EL OPORTUNISTA. Rodrigo Sánchez apareció en el momento justo. Tras un gran pase de Matías Fernández, se llevó la marca de Fretes y sacó un remate que dejó sin reacción a Germán Salort (reemplazó al arquero titular, De Giorgi).
LA POLEMICA. Hernán Fernández tocó a Altamirano en el área y fue penal para Central. Pero el mendocino Arco, que estaba lejos de la jugada, no lo cobró. Luego apareció Badaracco para marcar el segundo del santo

Domingo 16 de marzo de 2014, 23:48

Se informa a los visitantes de Ascenso del Interior que los comentarios serán visibles una vez aprobados por el moderador y que no será publicado ningún comentario que contenga insultos, amenazas, agresiones o denuncias anónimas. Muchas Gracias.
¿No tenés Facebook? Ingresá tu comentario continuación:
Nombre:
Comentario:
 
  Por favor ingresá el texto de la imagen:
 
CJA · Martes 18 de marzo de 2014, 01:54 · Citar
A bueno que cara rota este alboton vos pensa en la permanecia y dejanos a nosotros q vamos en levantada. Aguante el Santo Kpo del Norte
santo pedile plata a urtubey.porq jugando asi te quedas afuera e el primer play off q llegues
martin albo · Lunes 17 de marzo de 2014, 23:19 · Citar
santo pedile plata a urtubey.porq jugando asi te quedas afuera e el primer play off q llegues
CJA · Lunes 17 de marzo de 2014, 15:26 · Citar
Vamos santo que este grupito no hay ninguno a nuestra altura, como minimo despues del fracaso de no llegar al nonagonal, hay q salir primero!!!! Santo en las buenas y en las malas mucho mas...!!!
Rosario Árbitros